Un ecosistema tan frágil y abundante en biodiversidad no soportaría la carga diaria de MEGAPUERTOS (CAP, Dominga), una mega mina a dos rajos abiertos y miles de tronaduras durante más de 25 años. Imagínense que la sensibilidad auditiva de los cetáceos es capaz de percibir sonidos a más de 80 kilómetros de distancia. ¿Han escuchado alguna vez las tronaduras?

 

Queda sólo 1 día para que la ciudadanía se manifieste sobre la instalación y próximo funcionamiento de Minera Dominga, un proyecto que desde sus inicios ha generado anticuerpos en la zona, ya que se enmarca en una área de protección de reservas naturales de las comunas de La Higuera, Los Choros y Punta de Choros (IV región).

Por lo mismo es que pescadores de La Higuera junto a organizaciones ambientales como MODEMA, Chao Pescao y Oceana, entre otras, están realizando una fuerte campaña en contra de este proyecto, haciendo un llamado a todos y todas a que participen y se sumen. “Quedan 2 días para entregar Observaciones Ciudadanas del Estudio de Impacto Ambiental de Dominga. Para agilizar la entrega hemos creado un sistema vía email observacionesdominga@gmail.com, donde pueden solicitar el envío de una observación. Así, nosotros la adjuntaremos al formulario oficial y entregaremos personalmente al SEA los días 28 y 29 de diciembre. Escríbenos y has tu aporte para detener este nefasto proyecto que atenta con la vida de una de las reservas más importantes del planeta”, dicta el llamado que hacen en sus redes sociales.

5

QUÉ SIGNIFICA LA INSTALACIÓN DE MINERA DOMINGA

Para que quede claro, Dominga es un proyecto minero que plantea la producción anual de 12 MILLONES DE TONELADAS DE CONCENTRADO DE HIERRO, además de 150 mil toneladas de concentrado de cobre, con sus respectivos relaves y desechos tóxicos. Además, el proyecto contempla la construcción de un terminal de embarque (MEGA Puerto) en el sector de Totoralillo Norte. Las obras del proyecto abarcan un total de 4 mil 282 hectáreas y su vida útil es de sólo 27 años. Cabe destacar que la inversión inicial es de 2 mil 500 millones de dólares.

Hay diversas razones para estar en contra de un proyecto de esta embargadura:

En primer lugar, porque Pablo Wagner colaboró activamente con el proyecto siendo subsecretario de Minería en el gobierno de Sebastián Piñera. De esta manera, se habría producido COHECHO, delito que comete un empleado público que solicita o acepta recibir un beneficio económico indebido (artículos 248, 248 bis y 249 del Código Penal). En este sentido y hasta ahora, se ha descubierto que Wagner habría recibido 42 millones de pesos por parte de PENTA, mientras se desempeñó como subsecretario de Minería entre marzo del 2010 y octubre del 2012.

En segundo lugar, porque la adenda presentada por Dominga al SEIA es un proyecto completamente distinto. Las ADENDAS son ampliaciones, aclaraciones y/o rectificaciones que se le realizan a un proyecto que requiere de una Evaluación de Impacto Ambiental, luego de que se ha realizado el proceso de PARTICIPACIÓN CIUDADANA. En este caso, la adenda presentada por Dominga resultó en una modificación tan amplia, que contenía claras diferencias con el proyecto original. Un ejemplo de ello, es que se proponen medidas de mitigación que inicialmente se habían descartado en el Estudio de Impacto Ambiental presentado por ellos.

4

Cabe destacar que hay otros yacimientos de hierro por explotar, ya que la Franja Ferrífera de la Cordillera de la Costa o Franja Ferrífera Chilena se extiende desde la II hasta la IV Región. Por ello, no se justifica la instalación de este proyecto minero en una zona de conflicto socioambiental si, en realidad, existen más alternativas. “Nosotros estamos a favor de la naturaleza y el desarrollo sostenible, y por lo mismo, pescadores, algueros, agricultores, operadores turísticos y científicos de la zona nos oponemos a la industrialización e instalación del mega puerto Cruz Grande y a la Mega Mina Dominga del Choclo Delano, el mismo dueño de PENTA”, explican desde Chao Pescao.

RAZONES AMBIENTALES

La situación que preocupa es que Dominga quiere drenar el acuífero Quebrada Los Choros, el cual surte a las comunidades pertenecientes a Choros Altos, Punta Colorada y Tres Cruces, de la Provincia de Elqui. El proyecto da por hecho en su EIA que podrá utilizar el agua de este acuífero, en circunstancias que en la zona existe una restricción para nuevos derechos de extracción de agua subterránea, según Resolución N. 285/2005 de la Dirección General de Aguas.

Además, el proyecto presenta serias falencias u omisiones para explicar cómo impactará al medioambiente y la comunidad. La metodología de trabajo y el área de estudio que Dominga ha utilizado como Línea de Base resultan totalmente insuficientes, ya que entrega información sesgada sobre una muestra muy pequeña de zonas de influencia del proyecto. Por ejemplo, gran parte de su Línea de Base se sustenta sólo en ocho salidas a terreno realizadas en el Islote Totoralillo Norte entre abril y junio del 2013, lo cual deja fuera a las épocas de primavera y verano, que representan una mayor cantidad de especies y ejemplares.

3

Además, EIA desconoce como áreas de influencia del proyecto a cuatro zonas de conservación: Sitio Prioritario “Punta Teatinos hasta Quebrada Honda”; Área Marina Punta de Choros; Reserva Nacional Pingüino de Humboldt; Reserva Marina Isla Choros-Damas e Inmueble Fiscal Isla Gaviota.

Cabe recordar que existen ESTRATEGIAS DE CONSERVACIÓN A NIVEL NACIONAL para la zona costera desde Caleta Hornos hasta Caleta Punta de Choros, lo cual haría inviable la realización de un proyecto de la magnitud del presentado por Dominga, el cual impactaría significativamente a los ecosistemas marinos como terrestres que se intentan proteger, los cuales se hallan entre 7 a 20 km. de distancia del proyecto.

Importante decir que en esta zona se encuentran las reservas marinas Isla Choros-Damas, Isla Chañaral y la Reserva Nacional Pingüino de Humboldt, donde habita el 80% de ellos, además de 16 especies de cetáceos (entre ellas, delfín Nariz de Botella, ballena Azul, Minke y  Jorobada). “Un ecosistema tan frágil y abundante en biodiversidad no soportaría la carga diaria de 3 mega puertos (CAP, Dominga), una mega mina a dos rajos abiertos y miles de tronaduras durante más de 25 años. Imagínense que la sensibilidad auditiva de los cetáceos es capaz de percibir sonidos a más de 80 kilómetros de distancia. ¿Han escuchado alguna vez las tronaduras?”, analizan desde la ONG, que antes luchó por Punta de Choros, y ahora lo hace para proteger reservas históricas y fundamentales para el planeta. Por eso, todos debemos decir: #SalvemosLaHiguera!

15726977_1368179286576091_3256765230608483363_n